Se acerca la Navidad y seguro que ya estás pensando qué preparar y ofrecer a tus comensales este año. Si quieres alguna idea para que tu menú navideño resulte sabroso y sorprendente, y si necesitas algún consejo sobre como maridar con vinos esas ricas recetas para que brillen todavía más, aquí te vamos a dar unas propuestas únicas.

Menú y maridaje navideño

Lo bueno de los menús navideños clásicos es que todos ellos cuentan con varios tipos de comida, que son complementarias entre sí y que cumplen una función característica. Al incluir esta variedad platos (entrantes, mariscos, pescados, carnes, postres…) muy distintos en cuanto a su contundencia, sabores y tipología, lo idóneo sería ir cambiando de vino y buscar el que mejor pueda maridar con cada propuesta culinaria.

Y es que no es lo mismo un vino que funcione bien con una carne, que con un pescado o con los entrantes. Por fortuna, no te van a faltar opciones. Si sigues nuestros consejos, podrás maridar cualquiera de tus platos con un vino perfecto.

Para los aperitivos

El inicio de las comidas o las cenas navideñas se suele caracterizar por presentar platos más ligeros. Entre los más clásicos, nunca faltan los entremeses y quesos o, si tienes tiempo para preparar un aperitivo algo más elaborado, algunos canapés frescos, como unos volovanes rellenos de ensaladilla o unas tostitas con salmón y queso de untar pueden ser buenas ideas.

Las opciones para los aperitivos en Navidad son casi infinitas y, para maridarlos con un vino apropiado, te proponemos dos opciones. La primera, optar por un vino blanco fresco, como nuestro Bordón Blanco o Diamante Verdejo, cuya ligereza en el paladar hará que estos primeros bocados vayan sabiéndonos a gloria. También puedes salirte de lo más habitual y apostar por un vino rosado que, con un toque un poquito más sobrio y frutal, también da mucho juego. Si esto te llama la atención, nuestra propuesta es el Bordón Rosado, un vino muy versátil que le va a dar un toque más atrevido al maridaje con los aperitivos y entremeses.

Para los mariscos y pescados

En las mesas navideñas no suelen faltar platos de marisco y/o pescado. Es cierto que estas comidas son más abundantes y contundentes que las habituales, pero entran mucho mejor cuando van bien acompañadas del vino adecuado.

Con los mariscos y los pescados, las alternativas son varias, según el estilo de banquete que quieras ofrecer. La opción de los mariscos, ya sea el clásico cóctel como este que nos preparaba Julia y sus Recetas, los infalibles langostinos o cualquier otra idea culinaria que te apetezca, siempre agradecerá un vino blanco. Nuestra elección para este punto de la comida es un vino elegante y fresco como el pionero Diamante Semidulce o el Talla de Diamante, un vino premiado y reconocido por su calidad.

En cuanto a los pescados, tanto si van precedidos por los mariscos como si se presentan directamente después de los aperitivos, nuestra propuesta es continuar con el vino blanco. El mismo Bordón Viña Sole puede ser una elección genial, sobre todo para recetas más livianas o pescados ligeros. Pero sabemos que en muchas mesas de Navidad no faltan platos de pescado más elaborados, que incluso pueden finiquitar el banquete. Si vas a ofrecer a tus comensales algo tan clásico como un besugo al horno, por poner un ejemplo, tal vez quieras apostar por un vino blanco con más entidad, como nuestro Bordón Reserva, un tinto Rioja con mucha personalidad. Y es que, ¿quién dijo que el pescado no se puede tomar con vino tinto? ¡Libera lo clásico! Una apuesta más arriesgada pero que se adapta muy bien a pescados más contundentes.

Para las carnes

En lo que se refiere a los platos que suelen cerrar un menú navideño, lo más habitual son las carnes. Aquí, igualmente, las opciones son diversas, con gente que opta por carnes blancas y aves, o por carnes rojas más contundentes, como el cordero o la ternera.

En la primera opción, el mismo vino que sirve para maridar los pescados guisados o cocinados al horno es una opción ideal.

En cuanto aquellos que se decantan por otro tipo de carnes como el cordero asado, el cochinillo o un guiso de ternera, por poner unos ejemplos, la opción de maridaje más apropiada está en un vino tinto. Nuestra elección y recomendación, en este caso, es el Bordón D’Anglade, una edición limitada de 8.000 botellas para un vino armonioso, redondo y muy atractivo de color cereza, borde granate.

Para los postres navideños

Si quieres ofrecer a tus comensales un vino especial para acompañar los dulces y postres navideños más clásicos como el turrón, los mazapanes e incluso el roscón, te proponemos nuestro Diamante Graciela. Un vino blanco con recuerdos a hierbas aromáticas entre las que destacan la hierbabuena y el hinojo. Te encantará si te gustan los vinos los toques de manzana y recuerdos a madera.

Con estas propuestas, estamos seguros de que le podrás dar un plus de calidad y sorpresa a tus comensales. Un buen maridaje en el menú navideño puede marcar la diferencia entre una comida normal o una que se pueda recordar durante mucho tiempo, que es de lo que se trata en estas ocasiones especiales. ¿Te animas a maridar tu comida navideña con nosotros?

Bodegas Franco-Españolas

Bodegas Franco-Españolas

Bodegas Franco-Españolas es una de las grandes bodegas de Rioja. Con nuestros 125 años de historia, continuamos siendo un referente a la hora de hablar sobre el mundo del vino.

Deja una respuesta

He leído y acepto la política de privacidad