“Irse de tapas” es una costumbre muy popular y habitual en España, tanto que es difícil resistirse a un  fin de semana en el que alguien nos proponga disfrutar de esta actividad gastronómica tan atractiva para muchos de nosotros.

El origen de la tapa es incierto. De hecho, hay muchas versiones diferentes a lo largo de los siglos que especulan sobre su aparición. En este sentido, unos dicen que el origen de estos pequeños aperitivos se remonta a la Edad Media, durante el reinado de Alfonso XX el Sabio, quien aconsejaba que el vino se sirviera junto a una pequeña pieza de comida para que sentara mejor al cuerpo. Otros aseguran que la primera tapa nace durante el Siglo de Oro, época en la que los soldados recogían viandas para alimentarse en el transcurso de una marcha de varios días.

Sea como fuere, lo cierto es que las tapas son muy apreciadas por todos nosotros, y es que resultan imprescindibles sobre todo ala hora de acompañar una buena copa de vino. Por eso, hoy os invitamos a degustar unas ricas y rápidas tapas tradicionales para acompañar un delicioso vino tinto.

A continuación, os proponemos una serie de pinchos tradicionales, ideales para degustar con la compañía de un vino tinto Descaradamente Clásico como lo es este Bordón Crianza. Si tenéis invitados en casa, podéis preparar algunas de estas tapas como entrantes. Ya veréis que todas ellas están para chuparse los dedos.  ¿Con cuál de estas tapas os quedáis?

tapas tipicas tradicionales espana

1. Tapa de tortilla de patatas con pimiento frito

Se trata de uno de los pinchos más clásicos de toda la historia. Y es que la combinación del pimiento con la tortilla de patatas resulta exquisita. Para elaborar esta tapa, simplemente tenemos que seguir estos pasos:

  1. Sobre una rodaja de pan ponemos un trozo de tortilla y un pimiento del padrón que habremos frito con antelación.
  2. Pincharemos ambos elementos con un palillo para evitar que nuestra tapa se desmonte.

¡Así de simple!

2. Tapa de jamón serrano con tomate y aceite de oliva

Tanto para desayunar, como de tentempié a media mañana o de aperitivo en la cena, la mítica tostada de jamón, tomate y aceite de oliva es un plato perfecto para recargar pilas a cualquier hora del día. Además de ser un fiel ejemplo de la dieta mediterránea, este pincho es muy fácil de elaborar:

  1. En primer lugar rallamos un tomate fresco.
  2. Sobre una rodaja del tipo de pan que más nos guste (de semillas, integral, blanco, etc.)echaremos un chorrito de aceite de oliva virgen extra.
  3. Encima untaremos el tomate rallado que hemos elaborado en pasos anteriores y terminaremos colocando una loncha de jamón.

¡Listo para degustar!

tapas sobrasada queso jamon tomate

3. Tapa de chorizo y huevo de codorniz

Otra de las tapas cuya combinación resulta más irresistible es la de chorizo y huevo de codorniz. Muy fácil de elaborar, esta tapa hará las delicias de todos los comensales:

  1. Cortamos unas rodajas de pan.
  2. A continuación freímos unas rodajas de chorizo y unos huevos de codorniz, y los colocamos encima de la rodaja de pan.

¡Para disfrutar al máximo de esta tapa es muy importante que la yema del huevo no se nos rompa!

4. Tapa de queso, sobrasada y nueces

Aunque la sobrasada es un producto típico de las islas baleares, no es extraño encontrarnos tapas con este ingrediente en las barras de los bares de toda España.

  1. Sobre una rodaja de pan extendemos, con ayuda de un cuchillo, una capa de sobrasada.
  2. A continuación, ponemos una rodaja de queso (cortado en forma de triángulo) y unas nueces.

¡A comer!

patatas alioli chorizo sidra

5. Chorizos a la sidra

Se trata de un aperitivo muy característico de las zonas de Galicia y Asturias. ¿A qué lo habéis probado en alguna ocasión? Si no es así, no podéis dejar de hacerlo. Los pasos para hacer un rico chorizo a la sidra en casa son los siguientes:

  1. En primer lugar cortamos los chorizos en rodajas.
  2. Los freímos en una sartén con un poquito de aceite y añadimos medio vaso de sidra.
  3. Cuando la sidra haya reducido hasta la mitad, significará que nuestro chorizo está listo.

¡No te puedes olvidar de acompañar este plato con un poquito de pan para mojar la salsita!

6. Patatas con alioli

Se trata de otro de los platos de tapeo más famosos en nuestro país. Su truco principal está en el alioli, una salsa elaborada a partir de huevo, aceite, ajo y unas gotitas de zumo de limón. Tras tener nuestro alioli listo debemos:

  1. Pelar las patatas y cocerlas en una olla con abundante agua y sal.
  2. Después las trocearemos en cuadraditos.
  3. Añadimos nuestra salsa alioli y mezclamos con cuidado.
  4. El último paso sería espolvorear un poco de perejil picado por encima.

 

Todas estas tapas forman parte de la oferta gastronómica de los bares de la logroñesa zona la Laurel, una famosa zona de tapeo que comprende las calles Laurel, San Agustín, San Nicolás o San Juan, en pleno casco antiguo de Logroño. Unas tapas que se hacen más suculentas todavía si las acompañas de una copita de Bordón.

maridaje vino tapas

¡A disfrutar!

Julia y sus recetas

Julia y sus recetas

Amante de la buena cocina, me dedico a cocinar para los míos y para todas aquellas personas que se inician en la cocina. En mi blog podéis encontrar desde cocina tradicional de nuestras madres y abuelas , repostería, panadería, cocina internacional... todas sencillas , con productos de temporada y asequibles, además de tener un paso a paso y vídeo para que las veáis mejor.

Deja una respuesta

He leído y acepto la política de privacidad